Edad de la Tierra

La primera estimación realizada con técnicas científicas, y por lo tanto no dependiente de los textos bíblicos, dio una cifra de 100.000.000 de años y fue sugerida por Lord Kelvin en 1883, basándose en: (1) El ritmo de disminución de la velocidad de rotación de la Tierra. (2) El tiempo durante el cual la producción de energía

solar ha podido mantenerse. (3) El tiempo que ha tardado la Tierra en enfriarse hasta alcanzar su temperatura actual, a partir de su estado inicial de fusión.

La primera estimación realizada con técnicas científicas, y por lo tanto no dependiente de los textos bíblicos, dio una cifra de 100.000.000 de años y fue sugerida por Lord Kelvin en 1883, basándose en: (1) El ritmo de disminución de la velocidad de rotación de la Tierra. (2) El tiempo durante el cual la producción de energía

solar ha podido mantenerse. (3) El tiempo que ha tardado la Tierra en enfriarse hasta alcanzar su temperatura actual, a partir de su estado inicial de fusión.

En 1900, Soly presentó datos que apoyaban el cálculo de Kelvin, al considerar la proporción en que los ríos transportaban sales al mar y el tiempo necesario para que un océano inicial de «agua dulce» adquiriera la actual salinidad. El descubrimiento de la radiactividad en 1896, y el conocimiento posterior de que ésta se encuentra en las rocas de la corteza, invalidaron los argumentos de Kelvin y proporcionaron un «reloj» que permitía fijar la edad de las rocas.

Las rocas más antiguas datadas (3.900 millones de años) se encontraron: en Groenlandia Occidental; son unas anortositas originadas por intrusión en una serie de rocas antiguas. Estas rocas receptoras de las anortositas deben ser más viejas que éstas, en un periodo de tiempo desconocido, que puede ser de 100 o más millones de años. Por lo tanto, es seguro que existen rocas con una edad superior a los 4.000 millones de años. El origen de la Tierra, si es que puede establecerse una fecha concreta, debe ser anterior a la de las rocas más antiguas, con una edad que no podemos determinar actualmente con precisión. Otro método, basado en la abundancia relativa de varios isótopos del plomo en la galena, proporciona una edad de 5.000 millones de años a 5.400 milI. años. Los datos astronómicos sugieren que la edad del sistema solar es de 5.000 ± 1.000 millones de años, que concuerda bastante bien con los datos geoquímicos. Unas muestras de rocas lunares se han datado en 4.700 millones de años, que también está de acuerdo con las anteriores estimaciones.

 

Potrebbero interessarti anche...